Regulación del sector extractivo

El desarrollo de actividades de la industria extractiva, minera y de hidrocarburos, de un país está regido por un marco jurídico que designa las instituciones competentes y reglamenta los procesos de administración y supervisión pública asociados a un sector económico. En muchos países, la gestión del sector extractivo parte del fundamento constitucional que indica que los recursos naturales no renovables son patrimonio nacional, por lo que el Estado debe garantizar que los beneficios generados de las actividades extractivas sean dedicados al desarrollo de la nación y de las regiones donde se encuentren.

En República Dominicana, la estructura legal que regula la institucionalidad y el desenvolvimiento de la industria extractiva está compuesta por las leyes, decretos, reglamentos y normas presentadas a continuación.

La Constitución de la República Dominicana establece que los recursos naturales no renovables son patrimonio de la Nación. Estos recursos deben ser explorados y explotados de manera sostenible. El Estado es el ente responsable de percibir los beneficios por la explotación de los recursos no renovables y de garantizar que estos sean dedicados al desarrollo de la Nación y de las provincias donde se encuentran localizados.